‘Bombycilla garrulus’, ‘Pyrrhula pyrrhula’ y ‘Pica pica’, Los curiosos nombres científicos de tres aves llaman la atención sobre cómo la sana afición de ver aves ayuda a conservarlas

Via JAVIER RICO en EL PAÍS.COM.

Los curiosos nombres científicos de tres aves llaman la atención sobre cómo la sana afición de ver aves ayuda a conservarlas. Una actividad que arrastra a centenares de miles de personas en otros países, como el Reino Unido.

Bohemian Waxwing

Bombycilla garrulus

El ampelis europeo (Bombycilla garrulus), el camachuelo común (Pyrrhula pyrrhula) y la urraca (Pica pica) forman parte de la siguiente historia. Recientemente, la Royal Society Protection of Birds dio a conocer los resultados del último Big Garden Birdwatch. Más de 600.000 habitantes del Reino Unido salieron a finales de enero a parques y jardines e identificaron 10 millones de ejemplares, batieron el record de observadores de aves y, lo más importante, esta actividad lúdico-festiva tuvo su componente conservacionista, como es habitual desde la primera cita, en 1979.

Casi todas las lecturas que se sacan son positivas, ya que la mayoría de las especies ha crecido en efectivos (incluido Bombycilla garrulus) y, sobre todo, parece que se frena la caída en picado del número de gorriones comunes. Desde 1970, el Reino Unido ha visto descender en 10 millones su población y a Londres poco le falta para considerarle en peligro de extinción, ya que desde 1970 ha perdido el 71% de sus gorriones. Ha valido un invierno menos duro que el de 2009-2010 para que mitos, reyezuelos, carboneros y herrerillos se recuperen, además de urracas y camachuelos. Del ampelis se contabilizaron 7.000 ejemplares, muchos más de los 13 registrados históricamente en España. Pero claro, la especie baja desde Escandinavia como mucho hasta contados lugares de Francia durante la invernada.

El dato de España está sacado del listado de rarezas que publica la Sociedad Española de Ornitología (SEO/BirdLife). Se trata de un esfuerzo más que realizan ornitólogos y aficionados por chequear el estado de nuestra fauna alada. Si aquí, de repente, no 600.000 personas, sino pongamos 10.000, salen con sus prismáticos y cuadernos para avistar y apuntar las observaciones de gorriones, mirlos, palomas, tórtolas y jilgueros, más de uno o de una pensaría: “¿De dónde se han escapado estos?”

En el Reino Unido, sale la familia entera a tal menester como aquí la que pasea por la Casa de Campo de Madrid mientras le dan cuatro patadas a un balón y cuatro pedaladas a la bici y escuchan Carrusel Deportivo en la radio. Allí es la RSPB quien organiza el evento. Aquí, SEO/BirdLife cuenta con varias iniciativas para convertirse en testigos de la evolución de las poblaciones de aves: Aves y Clima, Avesforum, el Cuaderno de Aves y el Programa de Seguimiento de Aves Comunes Reproductoras (SACRE), además de cursos y talleres para iniciarse en la materia.

Ambas ONG colaboran también en el proyecto Spring Alive, en el que ciudadanos de toda Europa anotan en cuadernos de campo on line la llegada desde África de cinco especies (golondrina común, cigüeña blanca, cuco, vencejo común y abejaruco) para reproducirse. España, con la gran cantidad de ejemplares que llegan de este quinteto no está ni entre los 10 países con más anotaciones. ¿A qué esperamos?

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s